LOGOS

El logotipo sirve para crear una primera impresión positiva y que los consumidores te identifiquen. La creación de un símbolo representativo puede convertirse en un modelo de ventas exitoso y atención al cliente destacada, se puede lograr que un logotipo se vuelva icónico e inolvidable.

Los logotipos pueden crear historias interesantes, mostrar la verdadera identidad de la marca y sus aspiraciones. El lenguaje gráfico es muy poderoso, tiene la capacidad de transmitir este tipo de mensajes a los consumidores, por eso es importante crear un buen diseño que tenga impacto y cierta sensación de ser atemporal, para que no se tengan que hacer demasiados cambios a lo largo de los años porque el logotipo hecho anteriormente deje de ser vigente.

Para que un logotipo resulte congruente y exitoso, debe ser conforme al principio fundamental del diseño donde «menos es más». Dicha simplicidad permite que sea:

  1. Legible – hasta el tamaño más pequeño.
  2. Escalable – a cualquier tamaño requerido.
  3. Reproducible – sin restricciones materiales.
  4. Distinguible – tanto en positivo como en negativo.
  5. Memorable – que impacte y no se olvide.
  6. Adaptable – que funcione en diferentes medios de comunicación.